¿Es saludable comer grasas?

3583

Si hay un nutriente que tiene mala fama es ese la grasa. Cuando la gente habla sobre nutrición o dietas todo el mundo evita nombrarla, considerándola la principal responsable de su exceso de peso y pensando que su eliminación de la dieta será la mejor opción para bajar de peso. Más allá de mitos, la grasa es nutriente esencial que tiene cabida en todo tipo de dietas y aunque no lo creas te ayudará a conseguir tus metas.

La verdad sobre las grasas como nutriente.

La gente tiene a confundir la grasa corporal con la grasa alimentaría, englobando todo en un mismo concepto. Un exceso de grasa corporal suele ser un síntoma de una mala alimentación aunque no va siempre directamente relacionado con el consumo de grasa alimentaría. Una vez aclarado esto, decir que la grasa se considera un nutriente esencial, al igual que las proteínas, ya que forma parte de todas las células de nuestro organismo, siendo necesarias para múltiples funciones e indispensables para mantener un buen estado hormonal tanto en hombres como mujeres.

Grasas buenas Vs. Grasa malas.

Siempre se hace la distinción entre “grasas buenas” y “grasas malas” algo que considero erróneo, ya que todo va a depender de la proporción en que se tome de cada una de ellas y no van a resultar perjudiciales o beneficiosas por sí mismas, por lo que prefiero pensar en un aporte de grasas equilibrado. Las llamadas “grasas buenas” se corresponden con la grasa mono- y poliinsaturada mientas que las “malas” son las grasas saturadas, pues bien, para tener un óptimo estado de salud debemos aportar los 3 tipos en una proporción adecuada que va a ser 1:3:1 (saturada : insaturada : poliinsaturada). Y ¿cómo conseguimos este aporte equilibrado? Pues llevando una alimentación que incluya todos los grupos de alimentos aportando tanto grasas de origen animal como de origen vegetal.

Aprendiendo a comer grasa.

Siguiendo con lo que hablamos anteriormente, para conseguir el aporte de grasas equilibrado, debemos consumir alimentos que nos aportan los distintos tipos de grasas. Como fuentes de origen animal las mejores opciones son consumir pescado azul, huevos, y menor medida carne roja, de esta manera obtendremos tanto grasas saturadas y poliinsaturadas. En cuanto a las fuentes de origen vegetal, tenemos una gran variedad de alimentos como el aceite de oliva virgen extra, aceites vegetales, aceitunas, aguacate, todo tipo de frutos secos y semillas como las de sésamo o lino…todos estos alimentos van a proporcionar a la dieta tanto grasas monoinsaturadas como poliinsaturadas. Siempre tenemos que tener en cuenta la cantidad consumida de estos alimentos ya que su aporte calórico es alto.

A la hora de perder peso, ¿restringir carbohidratos o grasas?.

La mejor opción es sin duda restringir los carbohidratos, ya que como hemos comentado la grasa es un nutriente esencial necesario para el correcto funcionamiento del organismo, mientras que el carbohidrato solo es utilizado como fuente de energía. Además, la restricción del consumo de carbohidratos incrementa y mejora la utilización de la grasa corporal como fuente de energía con la consiguiente pérdida de peso.

Comentarios