Exceso de grasa y estrés, el bucle cerrado más complicado

1422

Exceso de grasa y estrés, el bucle cerrado más complicado

El estrés nos puede conducir a comer en exceso, ya sea por interminables jornadas de trabajo, problemas emocionales, desajustes varios del día a día, esto es sabido desde hace muchos años.

Subo este artículo para hacerme eco de un estudio de la Universidad de Florida en el que el exceso de grasa, y no el estrés, puede ser el denotante que nos provoca comenzar a ver “todo negro”.

La grasa corporal (tejido adiposo) envía un señales al cerebro en la que se inicia un círculo vicioso creando una situación en la que acudimos a la comida por que estamos estresados y posteriormente este exceso de peso conduce a un mayor estrés por el que acabamos comiendo lo peor.

El estudio, publicado en Psychoneuroendocrinology, es el primero en demostrar que el hambre emocional no es simplemente un tema de cabeza, creando un buque cerrado entre grasa corporal y nivel de cortisol.

Siempre se ha pensado que la regulación de la tensión es tema de la mente, pero es más complejo todavía, en la que determinadas partes de nuestro cuerpo influyen sobre el metabolismo, como la grasa y afectan al modo de respuesta que tenemos con la comida.

El tejido graso tiene receptores de glucocorticoides, que ayudan a comunicar los niveles de estrés  en el cerebro para controlar la respuesta ante el estrés y equilibrio energético, pero con el tiempo, el martilleo constante de las señales enviadas por el sistema graso acaban relantizando el metabolismo y creando un círculo vicioso entre aumento de peso y preocupación.

Si bien es una noticia que nos podría parecer deprimente en principio, al menos en este caso, podemos tomar el control de la situación y no culpar al estrés y los problemas de nuestro bajón físico.

Si tu racha no es demasiado buena últimamente, en cuanto a sensaciones, forma en la que ves el físico, si vemos el vaso medio vacío, y coincide que nos sobran unos kilos, prueba con iniciar este reset bajando de peso y introduciendo nuevos hábitos. Puede valer la pena.

Espero que sirva!

Quizás puede interesarte, Dudas en la pérdida de peso

Comentarios